Ene/Feb 2018  |  Núm. 28





Dr. René Drucker Colín
Científico e Investigador UNAM

¿Puede la mente controlar los genes?

Existen adelantos científicos para los que ni la ciencia ficción tiene una equivalencia aproximada.

Es el caso de un novedoso método, que permitió que ciertos genes pudieran producir una proteína específica, por medio de… ondas cerebrales.

De manera experimental, se consiguió transmitir ondas cerebrales humanas, en forma inalámbrica, hasta un dispositivo que actuaba sobre una red de células modificadas genéticamente. Como resultado, fue posible regular la expresión de sus genes, por medio de la mente.

En el experimento, a partir de un equipo de electroencefalografía se utilizó una interfaz cerebro-computadora, que procesaba las ondas cerebrales de un voluntario humano, mientras éste alcanzaba estados mentales específicos, como concentración o meditación, y luego las enviaba a un generador de campos electromagnéticos.

Mediante inducción electromagnética, estas ondas programaron un pequeño implante, colocado en un ratón, que incluía un receptor inalámbrico y un diminuto LED que, al activarse, emitía un haz de luz cercana al infrarrojo. La luz se dirigía a un cultivo de células humanas, modificadas genéticamente, que estaban encapsuladas en un segundo implante en el ratón.

Al recibir la irradiación, los genes de estas células, que estaban programados para reaccionar a la luz, comenzaron a expresar la proteína que se buscaba, cuya cantidad podía ser modulada por las ondas cerebrales del voluntario humano, a control remoto.

Este aparato, que consiguió controlar remotamente la expresión genética, parece ser una idea, en el mejor de los casos, extravagante. No obstante, puede orientarse a la mitigación de los efectos de ciertas enfermedades neurológicas, dolores crónicos, e incluso la epilepsia. En esos casos, el sistema podría detectar el patrón de ondas asociado con el inicio de la crisis, para obtener las proteínas que puedan contrarrestarla, únicamente cuando sea necesario.

Pero, además, ofrece también nuevas oportunidades de tratamiento para otras terapias génicas y celulares.

 

Referencia

Drucker, C. René, ¿Puede la mente controlar los genes?. Cápsula 15-1200, noviembre 2014.



©2018 ACFE-Capítulo México, A.C., Derechos Reservados.
Aviso de Privacidad
Asociación de Examinadores de Fraude Certificados Capítulo México
Tel. 5207-7557, 5536-0104 | seminario@acfe-mexico.com.mx